Bit Padres

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: altes@tqcorp.media

¿Cómo hacer slime sin bórax? Experimentos caseros para hacer con niños

Una forma divertida de pasar la tarde con los más pequeños haciendo slime casero sin bórax.
Cómo hacer slime sin borax (casero) | BitPadres

 

Miles de experimentos corren por internet día tras día y son realizados por cualquier consumidor de este tipo de contenido. Sin embargo, si hay uno que últimamente se lleva la palma en popularidad, es el slime. Y es curioso, porque no es más que una masa elástica fácil de hacer en casa y de manipular. ¿Os acordáis lo que hace años llamábamos Blandi Blu? Aquella masa verde y viscosa que hizo la sensación de los niños. Pues el slime es prácticamente lo mismo, pero realizado de manera casera.

A continuación, os presentamos más detalladamente qué es este nuevo experimento viral y cómo hacer slime de una manera sencilla en vuestra propia casa. Será algo que resultará entretenido y divertido tanto para niños como para los propios adultos.

¿Qué es el slime?

Si te preguntas qué es el slime, has de saber que se trata de una masa elástica, una especie de gelatina viscosa o “moco artificial” hecha de manera casera. Puede adoptar cualquier color, dependiendo de los ingredientes que le pongas, y causa sensación entre niños y adultos.

A los niños les parece divertido y entretenido hacer slime en casa y su receta fue una de las mayores búsquedas en Google el año pasado. Además, muchos padres encuentran interesante esta manualidad porque a su vez la perciben como una actividad desestresante. Por lo tanto, tanto como manualidad educativa como forma de disfrutar un tiempo de ocio relajante con nuestros hijos, en ambos casos resulta ideal.

Cómo hacer slime casero

Hacer slime casero es muy sencillo, dado que necesitas pocos ingredientes y se consiguen de una manera rápida. El material que necesitas para hacer slime casero son:

  • 2 recipientes de plástico
  • 150 ml de agua
  • 3 cucharadas de detergente líquido
  • Cola blanca
  • Colorante alimenticio
  • 1 cucharita

El procedimiento es fácil y consiste en los siguientes pasos a seguir:

1. Coloca en uno de los recipientes dos cucharaditas de cola blanca.

2. Agrega unas gotas de colorante y mézclalo todo hasta que se vea de un color uniforme.

3. En el segundo recipiente, agrega dos cucharadas de detergente líquido y una de agua y remueve hasta que se mezclen bien.

4. Junta el contenido de los dos recipientes y mezcla hasta que consigas una masa uniforme. Remover ésta con las manos, te ayudará a que tome más consistencia.

Como ves, el material que necesitas es fácil de conseguir y el procedimiento es muy sencillo, así que si te preguntas cómo hacer slime casero pensando que debe ser complicado, ¡nada más lejos de la realidad!

¡Ojo! Precauciones sobre el slime casero

Recientemente, muchos profesionales de la salud han puesto el foco en este experimento viral. ¿Por qué? Porque uno de los compuestos del detergente líquido, y por tanto también del slime, es el bórax (borato de sodio).

Éste es un compuesto importante del boro y puede resultar abrasivo y alergénico. Además, la ingestión de bórax puede llegar a ser mortal. Así, se han descubierto varios casos de niños con quemaduras graves en las manos tras la manipulación del slime con bórax. Un caso muy sonado fue el de una madre de Manchester que colgó en redes sociales la dolorosa situación en la que se encontraba su pequeño tras haber pasado un tiempo prolongado manipulado su slime con bórax.

Por estos motivos, en el siguiente apartado te enseñaremos cómo hacer slime sin bórax para que no exista ningún tipo de riesgo a la hora de realizar este experimento tan divertido.

¿Cómo hacer slime sin bórax?

No queremos que la diversión nos salga cara ni le pase factura a la salud de niños y adultos, así que aquí van las recomendaciones e instrucciones para hacer un slime sin bórax.

Los materiales que vas a necesitar son los siguientes:

  • 1 recipiente de plástico
  • 1 cuchara
  • 1 taza de harina de maíz
  • 2 cucharadas de jabón líquido
  • Colorante alimenticio

Y el procedimiento a seguir es:

1.   Mezcla la harina con el jabón en el recipiente de plástico hasta que logres que se diluyan.

2.   Añade el colorante alimenticio sin dejar de agitar la masa.

3.   Deja reposar y que se seque un poco para que no se pegue en las manos.

¡Listo! Ya tenemos un slime sin bórax mucho más seguro e igual de divertido que el original. A partir de ahora, solo queda jugar y entretenerse con él. También existe la posibilidad de sustituir la harina de maíz por líquido para las lentillas.

Materiales extra para un slime más original

Además de los sencillos materiales que se utilizan para hacer un slime casero, la moda de este experimento se ha extendido de tal manera, que ya son muchos los que, además, añaden otro tipo de elementos al slime.

Por un lado, tenemos a quien hace un slime multicolor a través de diferentes colorantes alimenticios. Es tan sencillo como crear tres, cuatro o los slimes que quieras de colores diferentes y luego juntarlos todos en uno.

Por otro lado, tenemos la opción de jugar con la textura del slime añadiendo materiales como purpurina, pequeños brillantes, bolitas de plástico de colores y un largo listado de elementos que harán de tu slime, uno único.

Como ves, el slime es un experimento divertido para entretener a niños y adultos. Tiene cientos de posibilidades y no tiene por qué ser peligroso. Así que, si en una tarde de domingo estáis algo aburridos, hacer slime puede ser una posibilidad para disfrutar de un rato de diversión en familia.

Comentarios